Zubillaga defendió a las empresas del Puerto y, sin decirlo, dejó en claro que el esfuerzo debe ser de los vecinos

0
349

Simple y claro fue el planteo que dejó el concejal de Nueva Necochea, Bartolomé Zubillaga, en la última sesión realizada por el Concejo Deliberante, en su postura de defender a las empresas que explotan el Puerto Quequén.

Zubillaga no solo defendió la postura de las empresas que se rehúsan a pagar la tasa portuaria, sino que además consideró crear “un nuevo impuesto es desconocer la realidad”, al considerar que “ya bastante solidarias son las empresas que pagan los impuestos sin tener los ingresos que deberían tener”.

El concejal de la Nueva Necochea, dejó en claro su postura como edil elegido por los ciudadanos de estar lejos de defender los intereses de los vecinos al incluirse dentro de las acciones tomadas desde la terminal portuaria.

En este caso se puso en su rol de empresario, por ser parte propietaria de Trimar, empresa de carga, descarga y estibaje que desarrolla tareas en el Puerto Quequén, y sentado en la silla que debería utilizar para defender a los vecinos soltó: “Los que nos manejamos en el puerto estamos haciendo un gasto muy superior al que normalmente hacíamos porque el alcohol y los insumos sanitarios fueron cubiertos por nosotros”.