Alberto Fernández a Massa: “Quiero que en el futuro sea parte de los que gobernamos la Argentina”

0
52

El precandidato presidencial Alberto Fernández dejó esta mañana el sanatario Otamendi, luego de haber estado internado por un control tras un cuadro de tos seca y un dolor agudo en el pecho. Al salir de la clínica aseguró que continúa con su agenda de trabajo y desmintió que hubiera sido una urgencia “y todas esas estupideces que se escribieron en un tuit”. Además, volvió a enviarle un mensaje a Sergio Massa para que se sume al espacio opositor encabezado por el PJ: “Me lo imagino a Sergio activo. Es un ser muy valioso. Cualquier lugar que ocupe o no ocupe en la campaña, va a ser valioso igual. Yo quiero sumarlo, quiero que en el futuro sea parte de los que gobernamos la Argentina”, agregó. En unas horas se reunirá con el gobernador de San Juan, Sergio Uñac.

El precandidato contó desde la habitación donde estuvo internado que ya le habían entregado el alta por lo que “no se iba a escapar”, bromeó. Por los rumores y noticias falsas que corrieron sobre su salud, Fernández se vio en la obligación de volver a aclarar. “Vine por un dolor horrible por irritación de la pleura y con una tos seca que todavía tengo, y me pusieron calmantes, morfina y desinflamantes, y vieron cuál podía ser la causa”, contó a radio La Red.

En esa línea, recordó que hace diez años tuvo “un trombo en el pulmón que dejó una cicatriz, que es lo que llaman infarto pulmonar, y la tos seca y la cicatriz generaron la irritación de la pleura, o tal vez pudo haber sido un pequeño coágulo que estuvo y se disolvió”, explicó, según le informaron los médicos.

Respecto a la noche de la internación, aclaró que “hablé con mi médico y me dijo venite y te reviso, no es que vine a internarme, ni con dolores en el pecho, ni las estupideces que pusieron en un tuit”, señaló. Aclaró además que llegó a la clínica “manejando y esperé, como todo el mundo” en la guardia hasta que el médico lo atienda.

“Cuando me vio, me dijo: ‘ya que estás acá aprovechamos y revisamos todo, las venas, las arterias, que el sistema circulatorio esté bien y cosas habituales y vamos descartando cualquier inconveniente, así empezás tu campaña tranquilo, sabiendo que estás bien'”, contó Fernández. Agregó que “todo evolucionó bien y me recomendaron que siga como hace diez años con sistema de anticoagulación y mi vida que es absolutamente normal”.

Respecto del escenario político, el ex jefe de Gabinete recibió ayer al gobernador de Tucumán, Juan Manzur y al diputado nacional Eduardo “Wado” De Pedro. Contó que hoy mantendrá el encuentro previsto con el reelecto gobernador de San Juan, quien tras el triunfo del último domingo se había ofrecido para colaborar en la unidad de la oposición.

“¿De qué sirvió el debate anterior? Hacer el debate presidencial con un mentiroso no tiene sentido”, afirmó al dar declaraciones en la puerta del Otamendi. Fue en respuesta a la pregunta sobre su participación en el debate presidencial previsto para el 13 y 20 de octubre